Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La tasa de positividad del área se acerca al límite marcado por la OMS

Jornada de vacunación en el Ifevi a personas mayores de setenta años con la dosis de Pfizer.

Jornada de vacunación en el Ifevi a personas mayores de setenta años con la dosis de Pfizer. Marta G. Brea

La cuarta ola no ha llegado todavía a Galicia, teniendo en cuenta los datos epidemiológicos actuales. Tampoco al área sanitaria de Vigo. Pero el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, reconoció en su comparecencia para anunciar las nuevas medidas sanitarias en la comunidad, que tienen un ojo puesto tanto en Pontevedra como en Vigo y en los municipios de su entorno al percibir un “ligero” aumento de los contagios en las últimas jornadas. Es más, el área sanitaria de Vigo ha vuelto, tras varios días, a ser la que tiene más pacientes con coronavirus, con 615 (+11) infecciones activas; seguida de la de A Coruña y Cee (-16), que baja a 599; Santiago y Barbanza, con 367 (sin cambios); Pontevedra y O Salnés, con 366 (+9); Ourense, con 192; Lugo, con 169 (sin cambios); y Ferrol sigue a la cola, con 92 (+7).

Lo que más preocupa en las últimas horas es la tasa de positividad. Y es que 44 de las 928 pruebas realizadas en un día han dado positivo, subiendo esa tasa al 4,74%, acercándose peligrosamente al 5% que marca la Organización Mundial de la Salud (OMS) para establecer si la pandemia está o no controlada en un determinado territorio.

No todo sin embargo son malas noticias en cuanto a la evolución de la pandemia. Pese al aumento de los contagios en el conjunto del área sanitaria viguesa, hay municipios como A Guarda y Porriño que llevan ya una semana sin registrar ninguna nueva infección por COVID. Respecto a la ciudad olívica, la incidencia acumulada de nuevos casos en los últimos siete días, el indicador más importante según afirmó el propio Feijóo, se ha reducido hasta los sesenta. Cangas y Ponteareas son las localidades en las que más ha subido la incidencia a siete días. A dos semanas la incidencia sigue estando todavía por encima de los cien en el conjunto del área.

Por su parte, Gondomar y As Neves siguen siendo los únicos municipios que se mantienen en el nivel medio de restricciones, con un aforo del 30% en el interior de los locales hosteleros y del 50% en las terrazas. El resto de concellos se mantiene en el nivel básico.

Otra buena noticia es que la presión sobre los hospitales vigueses se reduce, pues ya solo hay cuatro pacientes ingresados en la UCI, la cifra más baja desde el mes de septiembre del año pasado. También desde las residencias de mayores continúan llegando motivos para la esperanza gracias a la vacunación de sus usuarios y su personal. Y es que según la última actualización realizada por las consellerías de Política Social y Sanidade, no se han registrado nuevos contagios de este coronavirus en Galicia, mientras que ha habido un alta, la del trabajador de la Residencia Santa Teresa de A Cañiza que estaba hasta la jornada pasada entre los dos únicos casos. De esta forma, el único que queda en el conjunto de la comunidad es un empleado del geriátrico de Oleiros, en A Coruña.

Las seis personas contagiadas por la variante brasileña en dos brotes no revisten gravedad

Al menos seis personas han dado positivo en el área sanitaria de Vigo en la variante brasileña del COVID-19 tras registrarse dos brotes relacionados con esta cepa. El responsable del servicio de Microbiología del Complexo Hospitalario Universitario de Vigo (Chuvi), Benito Regueiro, confirmó que uno de los brotes se originó por un caso de un trabajador que llegó de Perú y el otro de una persona que había viajado a México por motivos familiares. “Están controlados”, apostilló, para añadir que van “apareciendo casos huérfanos” que estudian para confirmar la variante a la que pertenecen entre las predominantes. No se descartan, sin embargo, nuevos contagios derivados de estos dos brotes, ya que hay otros diez casos en estudio. Los seis contagiados confirmados hasta el momento, no obstante, no revisten en principio gravedad y no han necesitado ingreso hospitalario, sino que están sujetos a seguimiento domiciliario. La variante brasileña del virus, no obstante, no es en absoluto la dominante en el área sanitaria de Vigo. Se encuentra en tercer lugar, muy lejos de la británica, que acapara el mayor volumen de casos, y de la variante común.

Compartir el artículo

stats